Próximas actividades

Próxima actividad: todavía sin concretar.

jueves, 4 de febrero de 2016

Fuentes y manantiales de Cifuentes


Este sábado 30 de enero de 2016 hemos iniciado en Cifuentes la serie de jornadas de patrimonio de 2016-2017 que anunciábamos en la anterior entrada al blog y que hemos llamado "De fuente a fuente". El objetivo es dar a conocer y poner en valor las fuentes y manantiales del término municipal.

Esquema del recorrido y de las principales fuentes y manantiales al oeste y sur de Cifuentes.

Cartel de la primera jornada de patrimonio de este año 2016.
La mayoría de los manantiales y fuentes del antiguo término ya han sido catalogados por el Colectivo 100fuentes, un grupo liderado por Fuensanta y María Ángeles García Martín que tiene como objetivo su mantenimiento, conservación y divulgación. Precisamente, el primer recorrido de este año 2016 aprovechó parte de los paseos descritos en este primer folleto que publicaron en 2014:

Portada del folleto 1, con tres paseos por fuentes y manantiales de Cifuentes.
El recorrido lo iniciamos en el Parque de los Manantiales de Cifuentes a las 10 am, después de un desayuno calentito en la churrería.

La primera tanda de "jornadistas desayunantes".

Luisa explica la relación entre los manantiales, la balsa y el molino...
...y Alejandro explica la flora y fauna subácueas.
Después de ver la Balsa, salimos de Cifuentes pasando el Manantial de la Huerta hacia la Fuente del Piejo, donde Enrique nos declamó estas coplas que había escrito, basándose en el dicho popular que Fuensanta y Angelines habían recogido de Esteban del Sol en Cifuentes: "Si quieres llegar a viejo, bebe agua de la Fuente del Piejo".

Luisa comenta el significado del rollo o picota, a la entrada del Paseo de la Fuente del Piejo.
Enrique declama el poema dedicado a la Fuente del Piejo y las propiedades de sus aguas.
Según avanzaba la mañana, la niebla se iba disipando.
Más adelante, nos acercamos al manantial de la Pulga, la Fuente de Andrea, los manantiales del Atajuelo, la Fuente de la Panarra, los de la Chopera y la Cabaña del Gerardín, los de Valsalobre y los del Carril.

Entre la niebla y el barro, nos acercamos a ver la Fuente de Andrea.

 De camino por la chopera, entre los Manantiales del Atajuelo y la Fuente de la Panarra.

La Fuente de la Panarra, al pie de una impresionante noguera.
En la Fuente de la Panarra, José nos contó que él ha visto crecer el nogal desde que lo plantó su padre hace unos 30 o 35 años, así que el tamaño tan grande que tiene no es por lo añejo sino por la presencia del agua subterránea siempre disponible. José y su familia tienen cariño al lugar, caracterizado por un agradable microclima umbrío y fresco en verano, así que no solo se encargan últimamente de limpiar la fuente, sino que han instalado una barandilla para acceder a ella.

Más adelante, por el camino a San Roque Lejos, los manantiales de la Chopera y de la Cabaña del Gerardín son similares a la mayoría de los que hemos visto en las vegas de la Paleta, el Atajuelo y el Noguerón. Según nos contó Enrique, el nivel freático próximo a la superficie en el acuífero aluvial cuaternario generaría zonas encharcadas en los cultivos, y los lugares que se han drenado permiten que el agua fluya arrastrando el sedimento y así poder ver la surgencia del agua y aprovecharla.

Antes de cruzar el Arroyo de Casasana, Enrique nos mostró un interesante yacimiento paleontológico con diminutos fósiles de gasterópodos lacustres que nos indican que la zona estuvo cubierta por un gran lago hace unos 100.000 años. Si tienes interés en el tema, en este enlace puedes acceder a la publicación científica que lo explica.

Como pudimos comprobar con los manantiales de Valsalobre, el abandono del uso hace que crezca la vegetación y se acumulen los restos orgánicos en el manantial, lo cual reduce el flujo de agua y sedimento, y en consecuencia se va rellenando el cauce del drenaje (que se había mantenido con el uso durante siglos), pudiendo llegar a colmatarse y cegarse. El resultado en estos casos es que se vuelve a encharcar la zona y se pierde la posibilidad de aprovechar el agua del manantial. ¡Quedó claro que nos interesa recuperar y mantener las fuentes y manantiales!

En Valsalobre comprobamos cómo la presencia de agua condiciona los usos del territorio.
Carlines nos contó que, hasta hace poco más de un siglo, las parideras de Valsalobre fueron una casa de postas junto a una variante del camino conocido como El Carril, en el itinerario entre Madrid y el balneario de Carlos III en Trillo. La casa de postas serviría de lugar de abastecimiento y descanso de las diligencias y carteros de correos (de ahí el nombre de postas). Al otro lado de la vaguada (a la izquierda en la foto de arriba, detrás del majuelo sin hojas) estarían los establos y caballerizas, y en este lado estaría el edificio principal de alojamiento y avituallamiento de viajeros y carteros. En la posguerra, varias familias aprovecharon los edificios como vivienda y parideras para el ganado. En cualquier caso, lo que nos interesa destacar aquí es que lo que condicionó el establecimiento de todos estos usos precisamente en esta zona fueron los manantiales de Valsalobre, hoy ya parcialmente perdidos (aunque recuperables). Más adelante, pasamos el lugar donde manan junto al camino las Fuentes del Carril cuando hay suficientes lluvias. Hoy va a ser que no...

A mediodía íbamos bien de tiempo, así que nos acercamos a ver el Manantial de Poterre, que tiene una historia muy interesante: a principios del siglo pasado existió un proyecto de balneario para aprovechar sus aguas sulfurosas, declaradas como minero-medicinales y de utilidad pública en 1903. Parece que el balneario no llegó a construirse (no hemos encontrado evidencias claras de ello), pero sí se estuvieron vendiendo sus aguas embotelladas. Por lo menos, contamos con los anuncios publicados el mes de septiembre de 1905 en el diario El Imparcial de Madrid. Aquí puedes ver un ejemplo.

Junto al manantial de Poterre, con sus aguas sulfurosas.
El recorrido total de la jornada "De fuente a fuente" fue de unos 9 km y terminamos a eso de las 14:30. Como hizo buen tiempo, unos se quedaron a comer en la cabaña de la familia de Angelines y Fuensanta, mientras otro grupo regresó a Cifuentes directamente, para lo cual pudimos contar con el vehículo de apoyo del Ayuntamiento. Pero no acabó la jornada de patrimonio ahí. Los anfitriones nos invitaron a un aperitivo antes de comer, y como ya suele ser costumbre, la sobremesa se extendió hasta altas horas de la tarde con más patrimono cultural intangible. Os dejamos aquí las coplas que nos dedicó Pilar, dando ejemplo una vez más de su buen hacer.

Un aperitivo de aceitunas de la tierra, vino tinto, morcillas y chorizos asados a la brasa.
Para cantar coplas o romances vale cualquier melodía de las muchas para ello disponibles.
Postre de nueces con miel, ambos productos locales.
Cuando refresca afuera, nada mejor que el calor del fuego y la buena compañía.
Y bueno, ahí acabó todo ...por ahora. El mapa de arriba con la lista te lo puedes bajar de aquí con mayor resolución (1,24 Mb). También os dejamos el enlace al podcast del programa El Rincón Verde, de la Cadena SER de Guadalajara, correspondiente al viernes 29, en el que se anuncia esta jornada "De fuente a fuente". ¡Gracias por la difusión, Fernando!

Hasta la próxima jornada "De fuente a fuente" en Carrascosa de Tajo el próximo 27 de febrero de 2016.

4 comentarios:

  1. Muchas gracias por el día tan bueno que pasamos...
    Os esforzais mucho para que la Jornada sea bien agradable.
    Hasta la próxima

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más bien muchas gracias a vosotras por el esfuerzo que habéis puesto y seguís poiendo en la catalogación, mantenimiento y puesta en valor de las fuentes y manantiales. Bueno, y por supuesto, muchas gracias por el fantástico recibimiento en vuestra cabaña. ¡Todo un lujo! Va a ser difícil superarlo en las próximas jornadas, en las que esperamos poder seguir contando con vuestra compañía.

      Eliminar
  2. Muchas gracias a vosotras, como dice Enrique. La idea de esta ruta es vuestra y gracias también por esa acogida y aperitivo en la cabaña.
    Luisa

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias a todos por el programa de las fuentes, por vuestra implicación y por este post fantástico. ¡Nos vemos en Carrascosa!

    ResponderEliminar